Breaking News GDL

El desplome de los marrulleros del movimiento sepultado

«Sólo la voluntad se compra y al mediocre se le convence»
Hugo González.

En pleno festejo de la Revolución Mexicana, el gobernador de Jalisco, ahora también historiador, anunció que los 10 parásitos federalistas van a cerrar filas, contra el centralismo, mediante una controversia constitucional por la eliminación de 109 fideicomisos por parte del gobierno federal, sí, sigue con calentura monetaria, mientras el Estado de Jalisco se le cae a pedazos.

Así lo anunció en sus redes sociales como ya es su costumbre de intoxicar a las mismas.

No es extraño que Movimiento Ciudadano se haya sumado a la campaña de fake news para conseguir más financiamiento para la elección 2021, puesto que la Comisión de Prerrogativas y Partidos Políticos del INE aprobó una bolsa de 7 mil 317 millones 20 mil 133 pesos, de los cuales sólo le toca a MC la cantidad de 534 millones 470 mil 106 pesos, para distribuir en 15 estados en los que se estarán renovando gubernaturas y en algunos casos también congreso local.

Obviamente que esta cantidad no les alcanza, independientemente del monto, la realidad es que Movimiento Ciudadano está en decadencia, es un partido político rémora que no es capaz de ganar una candidatura menor en solitario, su destino es siempre hacer coaliciones a fin de obtener diputados plurinominales, en su mayoría.

Bajo este esquema de amasiato entre rémoras es que llegó a la gubernatura de Jalisco el candidato de la coalición PAN-PRD-MC, que sabemos ya que no sirven para nada pero bueno de esta gran coalición obtuvieron el 39.05 por ciento de los votos, que equivalen a 1 millón 354 mil 014 sufragios, con esa ridícula cantidad es el actual gobernador, en la elección 2018 se disputaron la gubernatura siete candidatos, por este motivo se dispersaron los votos, pero el mensaje es claro son más los que no simpatizan con esa colación y en específico con Movimiento Ciudadano.

Para la elección de 2018, la lista nominal de jalisco era de 5 millones 984 mil 163 ciudadanos, apenas la quinta parte se inclinó a la coalición que nos tiene inmersos en la peor gestión administrativa de los últimos treinta años en el Estado.

Lejos de transparentar los gastos que ha realizado el gobernador, y lejos de aclarar lo que ha ejercido y en qué, de la megadeuda, su tema favorito es ver de dónde más obtiene dinero, parece alcancía de Tonalá pero dudo que le quepa todo el dinero que ha solicitado y ha extraído de las finanzas del estado.

Desde que tomó protesta como gobernador empezó el derroche de billetes, en el mes de diciembre 2018 solicitó un crédito por 800 MDP, para el mes de febrero 2019, argumentando que le faltaba liquidez se auto – adjudicó un crédito por 600 MDP, con el argumento de que sería pagadero en un corto plazo y en una muestra de su cinismo dijo que no se requería autorización del congreso local, en pocas palabras, por sus petacas.

Sólo un mes después, en marzo de 2019 el legislativo avaló en el pleno un crédito por 5 mil 250 MDP, así como refinanciar la deuda pública directa del Estado por 19 MIl 791 pesos.

Por ese tiempo ya en pandemia y después de que se le ocurrió encerrar a los jaliscienses por cinco días, para así evitar meses de encierro y contagios, el inepto, presentó el «Plan Emergente para la Protección del Empleo y el Ingreso a las Personas», que no era otra cosa más que otro pretexto para solicitar dinero, con una bolsa de 1000 MDP, hasta ese momento el señor gobernador llevaba 16 meses en el cargo y una deuda personal de 7 mil 650 MDP, ¿alguien sabe en qué se los ha gastado?

Para el mes de mayo se revisó la propuesta de endeudamiento, y es así como el congreso local aprobó la megadeuda de 6 mil 200 millones más.

Aunado a esto, en otro movimiento de dinero, a través de un decreto, se reformó el artículo 1ro de la Ley de Ingresos del Estado de Jalisco para el ejercicio fiscal 2020, en el que reasignó varias cantidades de dinero entre las que salta a la vista una partida de 3 mil 520 Millones de pesos denominada «Ayuda para Erogaciones Imprevistas», en nombre del covid19, que sigue en aumento pese a sus medidas carentes de presencia profesional, al vapor y arbitrarias.

Después de adquirir una deuda de 13 mil 850 millones de pesos en 18 nefastos meses de su pésima administración, ¿no le alcanza el dinero?

Ante sus constantes berrinches por obtener más dinero y ante sus argumentos anticonstitucionales de formar un equipo de gobernadores apátridas, holgazanes e irresponsables, evidencía más su problema mental, su actitud lo delata, y en todo caso primero debe de justificar lo que ha hecho y en qué se ha gastado los 13 mil 850 millones de pesos, que no utilice a los ciudadanos para exigir monedas a la federación, argumentando que es para defendernos, de lo que necesitamos que nos defienda es de la violencia, de la inseguridad, del dengue, del covid19 no porque ese es un tema que le quedó demasiado grande, lo mejor sería que nos defendiera de él mismo.

Lo que sí es un hecho es la decadencia de Movimiento Ciudadano que lejos de ofrecer gente capaz se está llenando de juniors, torpes, infantiles, prepotentes, a imagen y semejanza de Enrique Alfaro, a él le gusta ser el ejemplo y vaya que parecen cortados con la misma tijera.

Mientras tanto Movimiento Ciudadano se suma a la fiesta de fake news de Enrique Alfaro, para engañar a los jaliscienses, pero no se puede engañar a un Estado que emitió el doble de votos para elegir al presidente de la República, en la jornada electoral de 2018, Jalisco aportó 2 millones 491 mil 682 votos en favor de Andrés Manuel López Obrador, sólo a un mitómano se le ocurre decir que con la mitad de esos votos se es profeta en su tierra.

Es puntual señalar que en abril de 2019 se dio a conocer la noticia de que el flamante gobernador de Jalisco, Enrique Alfaro, desvió 200 millones de pesos del erario para pagar la campaña negra en contra de Miguel Barbosa candidato de Morena para la gubernatura de Puebla; a través de sus empresas de marketing, La covacha, Indatcom y EuZen Consultores.

En unos meses veremos la pérdida del registro como partido político de Movimiento Ciudadano, ni el presupuesto, ni sus figuras podrán convencer a los electores, ahora dicen que no buscarán alianzas y es cuando más las necesitan, siempre lo han hecho en su mediocre vida de más de 20 años viviendo del presupuesto y sirviendo de mayordomo a los gobiernos en turno.

Deja una respuesta